Consejos de puericultura para un recién nacido

Los cuidados del ombligo
El cordón umbilical tarda de 1 a 3 semanas en caer. Conviene mantenerlo limpio y seco para evitar infecciones. Debe curarse 3 veces al día con alcohol de 70º y cubrirlo con una gasa estéril.

El baño
Es aconsejable bañar al bebé todos los días. Mientras no se le haya caído el cordón umbilical hay que lavarle por partes, sin sumergirle en el agua. A partir de los 2 ó 3 días posteriores a la caída del ombligo podéis bañarle con total normalidad. La temperatura del agua debe ser de 34º a 36º, podéis usar un termómetro acuático con indicador al efecto. Es recomendable usar un jabón hipoalergénico y aplicar, después de secarle bien, una crema hidratante por todo el cuerpo, evitando la cara y las manos.

Llegada de un recien nacidoEl cambio de pañal
El pañal debe cambiarse tantas veces como sea necesario. Para lavar los genitales se recomienda usar agua y jabón hipoalergénico. Las toallitas húmedas son una buena solución para cuando se está fuera de casa pero no deben ser el método habitual. En el caso de las niñas, deben lavarse los genitales siempre desde delante hacia atrás para evitar arrastrar las heces hacia la vulva.

La habitación
Es recomendable que sea soleada y se ventile diariamente. No se debe fumar en la habitación del bebé ni usar ambientadores. No es conveniente que el niño/a duerma con la calefacción de la habitación encendida. Si la calefacción está encendida durante el día, deberá estar poco abrigado. En verano puede hacerse uso del aire acondicionado a 25º y siempre que el bebé no esté en la misma estancia que el aparato. Lo ideal es que la temperatura ambiente esté a 22º en invierno y 25º en verano. Si dudáis de si tiene frío o calor tocadle la nuca, si está sudada tiene calor y si está fría, tiene frío.

La ropa
Es recomendable usar tejidos naturales (algodón, hilo, etc.) y lavar todas las prendas con detergentes neutros. No deben utilizarse productos como la lejía o los suavizantes. Hay que evitar abrigar a los bebés en exceso, tienen el mismo calor que nosotros pero no pueden regular su temperatura corporal como nosotros.

El paseo
La primera salida del niño/a se puede realizar en el momento en que la madre se encuentre en condiciones de salir y el tiempo lo permita. Hay que evitar las temperaturas extremas. En verano debe procurarse no exponerle directamente al sol y se recomienda el uso de cremas protectoras.

La posición en la cuna
Hay que procurar mantener al bebé en posición lateral, cambiándole de derecha a izquierda después de cada toma.

El cuidado de las uñas
Los bebés suelen nacer con las uñas largas pero a la vez muy débiles, poco resistentes y muy pegadas a la piel, por lo que no es aconsejable cortarlas. En todo caso, se pueden limar con una lima pediátrica y aplicar posteriormente leche hidratante. No es aconsejable el uso de manoplas y/o calcetines en las manos.

El eructo
Después de cada toma, se aconseja colocar al bebé en posición semi-incorporada para favorecer la expulsión de los gases. En ocasiones, no lo llegará a realizar y ello también es normal.

Deposiciones
Los primeros días, las deposiciones son negruzcas y pastosas (meconio) ya que el bebé elimina los restos de líquido amniótico, etc., que tragó en el vientre de la madre. Posteriormente, las deposiciones varían según la alimentación. Si el bebé toma leche materna puede hacer una deposición en cada toma. La consistencia es líquida o grumosa y el color amarillo-mostaza. Si el bebé toma leche artificial suele realizar menos deposiciones, de 1 a 3 al día, más consistentes y de color amarillo-verdoso.

Vómitos
Muchos niños regurgitan un poco después de las tomas. Si van aumentando de peso, ello no es preocupante. Como la válvula que cierra el estómago todavía no realiza bien su función, suelen expulsar lo que les sobra.

Estornudos y ruidos nasales
Son habituales y no tienen importancia; ocurren porque el bebé apenas respira por la boca y es un reflejo fisiológico normal. Si parecen excesivos consulta a tu pediatra.

Fiebre
La temperatura normal del bebé, tomada en la axila, es de 36º a 37º. Si es más alta consulta urgentemente con tu pediatra.

Hipo
Los recién nacidos pueden presentar episodios de hipo debido a que, durante la succión, han tragado aire. Suele desaparecer espontáneamente. También se le puede poner de nuevo al pecho para ayudarle.

Fuente: Hospital del Remei

Por: Maria del Mar Taillefer

Esta entrada fue publicada en Recién nacido y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *